UGANDA | Un tribunal de Kalangala halla culpable de difamación al periodista Ronald Ssembuusi

16.10.2014 20:02
Después de tres años de procesos judiciales marcados por irregularidades, un tribunal del distrito de Kalangala ha hallado culpable al periodista Ronald Ssembuusi de los cargos de difamación por haber mencionado la posible implicación del anterior gobernador del distrito, Daniel Kikoola, con un caso robo de paneles solares donados por el Banco Africano de Desarrollo.
 
El caso ha reactivado la preocupación de Reporteros Sin Fronteras por el estado de la libertad de información en Uganda. Ssembuusi, corresponsal del Central Boradcasting Sevice, una emisora de ardo estatal, se enfrenta ahora a una posible condena a dos años de cárcel. 
 
El periodistas escribió un informe sobre el robo de paneles solares donados por el Banco Africano de Desarrollo destinados al suministro de agua en el distrito. En sus informaciones mencionaba el hecho de que, tras ser detenido por la policía, la persona a cargo del suministro de agua había implicado a Kikoola. En ese momento Ssembuusi entró en contacto con éste para pedirle su punto de vista al respecto y, en lugar de una respuesta, obtuvo una demanda por difamación bajo los artículos 179 y 180 del código penal, en diciembre de 2011.
 
"De nuevo un periodista sacrificado en el altar del sistema judicial que sirve a los intereses de los poderosos", afirma said Cléa Kahn-Sriber, responsable de la oficina de África de Reporteros Sin Fronteras. Kahn-Sriber recuerda también que el periodista está enfermo y que "sólo estaba haciendo su trabajo como reportero". " Si los periodistas no pueden cubrir los casos de corrupción a propiamente indebi, ¿quién si no?", añade Kahn-Sriber, que pide a la justicia del país que revoque este veredicto. 
 
Al tiempo de las irregularidades en el procedimiento y la falta de pruebas que apoyasen el caso, coexisten además un conflicto de intereses. El juez, Gimungu Kenneth Kabiri, conoce bien a Kikoola ambos son miembros de una ONG local: Ssese Humanitarian Services.
 
Ssembuusi no pudo asistir a la audiencia que le ha terminado hallando culpable, el 3 de octubre, por su delicado estado de salud y ha tenido que ser representado por otros dos periodistas, a quienes el tribunal amenazó con multar con 300 euros a cada uno si Ssembuusi no se presentaba en la próxima audiencia.