“Alegría y alivio” en RSF tras la liberación de Olivier Dubois

0
2663

Después de dos años de movilización para lograr su liberación, Reporteros Sin Fronteras celebra la puesta en libertad del periodista francés Olivier Dubois, retenido 711 días por un grupo armado afiliado a Al Qaeda en el Sahel.

Estamos felices y sentimos un inmenso alivio. Habíamos tenido noticias tranquilizadoras de nuestro compañero en varias ocasiones durante los últimos meses, e incluso muy recientemente: parecía estar en buen estado, pero nos preocupaba la duración de su cautiverio. Agradecemos a las autoridades francesas haber utilizado los medios necesarios para lograr su liberación. Honra a Francia no olvidar a sus rehenes y permitirles recuperar su libertad. Nuestros pensamientos están con su familia, especialmente con su pareja y con su hijo. Agradecemos la movilización de todos los que han participado en la campaña a favor de su liberación”, afirma Christophe Deloire, secretario general de Reporteros Sin Fronteras (RSF).

El periodista francés ha reaparecido libre y sonriente en Niamey (Níger), hoy  lunes 20 de marzo. El país, movilizado desde hace varios meses, ha desempeñado un papel importante en la liberación del periodista.

Olivier Dubois, que colaboraba con los periódicos franceses LibérationLe Point y Jeune Afrique, fue secuestrado el 8 de abril de 2021 en Gao, en el noreste de Malí, donde se había desplazado para entrevistar a un dirigente de un grupo armado. Un mes después, el 5 de mayo de 2021, apareció en un vídeo para confirmar que había sido tomado como rehén por el Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes (JNIM), afiliado a Al Qaeda.

Desde el mismo momento de su secuestro, RSF ha multiplicado las iniciativas para obtener su liberación: creación de una plataforma de coordinación formada por sus allegados y familiares, grandes medios de comunicación y reporteros que han sido secuestrados; organización de concentraciones de apoyo; despliegue de pancartas en más de veinte ciudades francesas; proyección de un retrato del periodista en el , y varias iniciativas de solidaridad lanzadas con cadenas de radio y televisión.

Desde la repetida toma de rehenes occidentales en Líbano, en los años 80, ningún periodista francés había permanecido tanto tiempo en cautividad. Entre 1985 y 1988, Jean-Paul Kauffmann, reportero de L’Événement du jeudi, permaneció secuestrado durante 1078 días -casi tres años-, a manos de Hezbolá.