RUMANÍA | RSF y Active Wacht instan a las autoridades rumanas a reaccionar con rapidez a las amenazas recibidas por periodistas

14.05.2019 10:27

 

Reporteros Sin Fronteras y la organización rumana Active Watch celebran la rápida detención del autor de las amenazas de muerte a la periodista Emilia Sercan, el pasado 15 de abril, pero urgen a las autoridades rumanas a actuar con similar premura en todas las demás amenazas o abusos contra periodistas en el país, para combatir el clima de impunidad y violencia reinante contra los medios de comunicación.

 

Sra. Carmen Dan, Ministra del Interior

Sr. Ioan Buda, Inspector Jefe de la Dirección General de la Policía

Sr. Călin Nistor, Fiscal Jefe de la Dirección Nacional Anticorrupción

 

Estimadas autoridades,


Reporteros Sin fronteras y Active Watch celebran la velocidad de la policía y la fiscalía de Bucarest en reaccionar a las amenazas de muerte recibidas por la periodista Emilia Sercan, especialmente siendo el principal sospechoso un oficial de policía.


Seguimos de cerca la investigación y urgimos a la fiscalía y a la dirección nacional anticorrupción, ahora a cargo del caso, que prioricen llevarlo ante los tribunales. También urgimos transparencia en los procedimientos y en la información al público de los posibles cómplices del principal sospechoso.

 

Como este caso involucra a un oficial de la Academia de Policía resulta fundamental mandar un mensaje claro al público en general y a la policía: las autoridades rumanas no tolerarán este tipo de comportamiento. Pero también urgimos al ministerio del Interior a investigar el clima institucional en el que ha sido posible que salga de la Academia de Policía una amenaza de esta naturaleza.


Desde que se diera a conocer el caso Sercan, varios periodistas que trabajan para medios locales han acusado a las fuerzas de la policía y a la fiscalía de no reaccionar a las amenazas contra los medios de comunicación. Las experiencias demuestran que cuando se deja de investigar este tipo de amenazas contra periodistas el clima se vuelve más violento, a veces de una violencia mortal.

 

Por todo ello aprovechamos esta oportunidad para invitar a la ministra del Interior a analizar cómo aplicar la rápida reacción en el caso Sercan al resto de casos de amenazas o abusos contra periodistas. También instamos a las autoridades a garantizar que los actuales o futuros oficiales de policía reciben la formación necesaria sobre el papel de los periodistas, los medios de comunicación y la libertad de prensa como pilar de la democracia.