POLONIA | La nueva ley de redes sociales, una amenaza para la libertad de expresión

0
678

Reporteros Sin Fronteras expresa su preocupación por el proyecto de ley que está redactando el gobierno de Polonia y advierte de que, aunque oficialmente está diseñado para proteger la libertad de prensa en las redes sociales, podría usarse para la censura online.

Pocos días después de que varias plataformas decidieran suspender las cuentas de Donald Trump, el gobierno polaco anunció que estaba elaborando un proyecto de ley para frenar el poder de las redes sociales como Facebook y Twitter para eliminar contenido o cancelar cuentas. El objetivo oficial de esta medida, publicada el 15 de enero, es proteger el derecho constitucional a la libertad de expresión en las redes sociales.

El gobierno planea crear un “Consejo de la Libertad de Expresión” al que los usuarios se podrían referirse cuando hayan agotado todos los demás canales para exigir la restauración del contenido eliminado o las cuentas canceladas.

El consejo tendrá siete días para considerar si el contenido en cuestión se ajusta a la ley polaca y emitir una resolución, que las plataformas deberán acatar so pena de multas de hasta 50 millones de zlotys (11 millones de euros).

Cada uno de los cinco miembros del consejo será designado por la cámara baja del parlamente para un mandato de seis años, lo que equivale a convertir esas decisiones en políticas más que judiciales.

“La necesidad de una regulación no debería servir al deseo del gobierno polaco de controlar las noticias y la información en redes sociales”, ha declarado Iris Villaris, jefa del departamento de Tecnología de RSF.

“El consejo de la libertad de expresión está claramente diseñado para ser utilizado con fines políticos. Instamos al gobierno a que reconsidere esta propuesta que parece especialmente absurda, ya que no cumple con a Ley de Servicios Digitales propuesta por la Unión Europea, que prevé la posibilidad de apelar a un organismo independiente”.

El gobierno de Polonia ya ha mostrado propensión a la propaganda al convertir los medios de comunicación financiados por el Estado en portavoces del gobierno. Además,

 

el ejecutivo ha planeado promulgar una legislación diseñada para censurar a los medios privados antes de proceder a que las compraran grupos controlados por el estado.

La Ley de Servicios Digitales (DSA, por sus siglas en inglés), presentada por la Comisión Europea en diciembre, tiene como objetivo regular el contenido publicado en plataformas digitales en la Unión Europea. La posición del gobierno polaco sobre la DSA se anuncia el 29 de enero.

Polonia ocupa el puesto 62 de los 180 países de la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2020 de Reporteros Sin Fronteras.