INTERNET | #CollateralFreedom: RSF desbloquea ocho webs de información censuradas durante la Covid-19

0
331

En un momento en el que muchos países instauran nuevas medidas de confinamiento y toque de queda para hacer frente a la segunda ola de Covid-19, Reporteros Sin Fronteras (RSF) vuelve a poner en línea ocho medios digitales de información que fueron censurados en sus países tras haber publicado noticias sobre la pandemia consideradas contrarias a la línea del gobierno.

Desde el inicio de la pandemia de Covid-19, RSF ha documentado numerosos casos de censura de sitios web de noticias. Estas restricciones ejercidas por los Estados, aludiendo en numerosas ocasiones a que difunden informaciones falsas, suponen serios obstáculos para el acceso a la información y privan a los ciudadanos de información confiable e independiente sobre el coronavirus, esencial en este período.

Esta octava edición de la Operación Collateral Freedom ha permitido a RSF restaurar el acceso en Internet a ocho sitios web en cinco países, lo que eleva a 34 la cifra total de sitios desbloqueados mediante la técnica de “mirroring” (espejo). Dicha técnica consiste en crear sitios “espejo”, es decir, copias certificadas y alojadas en servidores de Internet instalados en el extranjero y, por tanto, fuera del alcance de los censores. En su conjunto, estos medios digitales han sido bloqueados en 18 regímenes autoritarios o dictatoriales que recurren cada vez más al bloqueo de sitios web independientes.

En Birmania, en plena crisis de la Covid-19, el gobierno ordenó a finales de marzo de 2020 que 221 webs fueran bloqueadas por haber difundido “fake news”. Aunque algunos de estos sitios web han vuelto a estar accesibles, varias docenas siguen todavía bloqueados. RSF ha desbloqueado cuatro de ellos. Uno es Narinjara News, un digital informativo creado en 2001 por activistas birmanos partidarios de la democracia y exiliados en Bangladesh. También los sitios web en inglés y en birmano de la agencia de noticias Development Media Group (DMG), que cubre la actualidad en el estado de Arakán (Rakáin), en el oeste del país, y en particular las violaciones de derechos humanos perpetradas por el ejército birmano en el conflicto que mantiene con los rebeldes autonomistas del Ejército de Arakán. Y, por último, el portal informativo The Stateless (“Los Apátridas”), donde su fundador, Mohammed Rafique, documenta las graves violaciones de derechos humanos que aún sufren los miles de miembros de la comunidad rohingya que siguen viviendo allí.

En Camboya, el gobierno ha aprovechado la crisis de la Covid-19 para robustecer la censura. Desde el 30 de marzo, y tras las investigaciones publicadas sobre la situación sanitaria en el país, se bloqueó el acceso a la revista digital en idioma jemer Monoroom.info. Esta no es la primera vez que se ataca a esta publicación informativa independiente. En 2017, este medio fue considerado demasiado crítico y fue clausurado en medio de una ola de cierres masivos de medios independientes orquestada por el gobierno, lo que obligó a los periodistas a continuar con su trabajo desde la clandestinidad.

Desde el comienzo de la crisis sanitaria, las autoridades de Azerbaiyán han intentado controlar la información sobre la epidemia y obstaculizar el trabajo de los periodistas que abordan su cobertura. RSF ha desbloqueado la agencia de noticias Turan, el último medio independiente aún activo en el país. En mayo de 2020, tras la publicación de artículos sobre la violación de los derechos de militantes de la oposición durante la epidemia de coronavirus, la agencia sufrió sus peores ataques informáticos en treinta años.

En Bielorrusia, la crisis sanitaria ha intensificado la represión de los periodistas, mientras que la falta de transparencia de las instituciones ha fomentado la difusión de rumores. Charter97, un medio creado por el reconocido periodista Oleg Bebenine, es una de las principales voces independientes del país. El sitio oficial había sufrido numerosos bloqueos antes de que el Ministerio de Información ordenara el que fue definitivo, el 24 de enero de 2018. Por su cobertura de la situación real de la epidemia de coronavirus, las autoridades están ahora dando caza a sus sitios espejo.

En Tayikistán, las autoridades censuran masivamente Internet y bloquean, de forma casi permanente, los principales medios de información digitales y las redes sociales. El 19 de marzo de 2020, con el falso pretexto de que tenía vínculos con “organizaciones terroristas y extremistas”, la Corte Suprema del país decidió bloquear la web del medio independiente Akhbor. Este digital publica reportajes sobre la epidemia de coronavirus en Tayikistán, imprescindibles para informar a la población local frente a los encubrimientos de las autoridades.

 

>>> Consultar la lista de sitios web desbloqueados por RSF <<<