RUSIA | Un tribunal militar condena a 19 años de cárcel a un periodista de Crimea

0
1522

Reporteros Sin Fronteras (RSF) condena la pena de 19 años de prisión que el periodista de Crimea Remzi Bekirov ha recibido de un tribunal militar ruso por una acusación de terrorismo inventada, y pide su inmediata puesta en libertad.

Читать на русском / Leer en ruso

Mientras periodistas de todo el mundo se juegan la vida para cubrir la invasión de Ucrania y las autoridades rusas continúan con su represión de la libertad de prensa, el tribunal militar de la ciudad de Rostov del Don, en el sureste del país, condenó el 10 de marzo a Remzi Bekirov, acusado de «organizar un grupo terrorista.»

Bekirov, reportero del diario digital de la oposición Grani.ru en Crimea (la región ucraniana anexionada en 2014),  cubrió la persecución rusa de la población tártara y de los activistas proucranianos en la región. Cuando fue detenido en las cercanías de Rostov del Don en marzo de 2019, se le acusó de pertenecer a Hizb-ut-Tahri, una organización legal en Ucrania pero prohibida como grupo «terrorista» en Rusia.

«Mientras que los periodistas ucranianos, rusos y extranjeros arriesgan sus vidas para cubrir la guerra en Ucrania, Moscú sigue socavando el periodismo independiente en Crimea», denuncia Jeanne Cavelier, responsable del área de Europa del Este y Asia Central de RSF. «La larga condena de Remzi Bekirov por una acusación falsa, unida a la de Vladislav Yesypenko hace unas semanas, es una advertencia apenas velada del Kremlin a los periodistas de la región. Condenamos esta decisión y exigimos su liberación inmediata».

Vladislav Yesypenko, reportero de doble nacionalidad ucraniana y rusa, que trabajaba para Krym.Realii, la filial en Crimea de Radio Free Europe/Radio Liberty (RFE/RL), con sede en Praga, fue condenado en febrero por un tribunal de la ciudad de Crimea, Simferopol, a seis años de cárcel y una multa de 110.000 rublos (1.200 euros), acusado de «posesión y transporte de explosivos». Fue torturado tras su detención en marzo de 2021.

A los periodistas les resulta muy difícil trabajar en Ucrania desde su anexión a Rusia en 2014. Mientras tanto, el Kremlin ha intensificado la represión contra todos los reporteros independientes en los últimos días y el 4 de marzo, ocho días después de lanzar la invasión de Ucrania, Vladimir Putin firmó una ley que castiga con 15 años de prisión las «noticias falsas» sobre las fuerzas armadas rusas.

Según el recuento de RSF, al menos otros seis periodistas están actualmente detenidos en relación con su trabajo en Rusia. Son Alexander Valov (detenido desde 2018), Abdulmumin Gadzhiev (2019), Rashid Maysigov (2019), Ivan Safronov (2020), Ian Katelevski (2020) y Aleksander Dorogov (2020). El periodista Aleksandr Tolmachev, de 65 años, murió en una colonia penal en 2020 tras no recibir la atención médica adecuada.

Rusia ocupa el puesto 150 de 180 países en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2021 de RSF.