BRASIL | Crece la preocupación por la desaparición del periodista británico Dom Phillips en Amazonía

0
925

Desde el pasado 5 de junio de 2022, Dom Phillips, periodista británico, y Bruno Araújo Pereira, experto y defensor de las comunidades indígenas, están desaparecidos en el valle del Yavarí, en la Amazonía brasileña. Reporteros Sin Fronteras insta a las autoridades de Brasil a redoblar sus esfuerzos para localizarlos.

El rastro de Dom Phillips y de Bruno Araújo Pereira se perdió el domingo 5 de junio de 2022 en el extremo oeste del Estado de Amazonas, una región de acceso sumamente difícil, cercana a la frontera peruana, cuando realizaban un transbordo en barco entre el pueblo de la comunidad indígena de São Rafael y la ciudad de Atalaia do Norte, a 1.135 kilómetros de Manaos. Según la Unión de Organizaciones Indígenas del Valle del Yavarí (Univaja), los dos hombres iban a visitar al equipo de vigilancia indígena del lago Jaburu para regresar posteriormente a Atalaia do Norte, cuando se perdió el contacto con ellos. De acuerdo a varias fuentes, contaban con un teléfono vía satélite y disponían de suficiente combustible como para terminar el trayecto.

Radicado en Salvador de Bahía, Dom Phillips es un periodista independiente, colaborador de numerosos medios internacionales, como The Guardian, Financial Times, The Washington Post, The New York Times o The Intercept. Está especializado en temas medioambientales y la mayoría de los últimos artículos que ha publicado en The Guardian versan sobre los abusos que se cometen en la explotación ganadera, minera y de la soja, en zonas forestales protegidas de Amazonía.

Dom Phillips acudió al valle del Yavarí con Bruno Araújo Pereira para realizar varias entrevistas, en el marco de un libro que estaba preparando sobre estos temas. Debido a su trabajo en defensa de las comunidades indígenas de Brasil, Bruno Araújo Pereira es regularmente objeto de amenazas de muerte, que recibió hasta pocos días antes de su desaparición.

«El gobierno brasileño debe coordinar urgentemente los esfuerzos de la policía general y el ejército para dar con el paradero de Dom Phillips y Bruno Araújo Pereira. Cada segundo que pasa es un segundo perdido”, afirma Emmanuel Colombié, director de la Oficina de América Latina de Reporteros Sin Fronteras.

En un comunicado publicado el 6 de junio, la Marina brasileña anunció el envío de un equipo de rescate fluvial, formado por siete militares, para tratar de localizar a los dos hombres. Este dispositivo es claramente insuficiente para una región extremadamente densa, hostil y de difícil acceso. Sin helicópteros, se hace casi imposible observar y recorrer la zona en su conjunto.

El ejército brasileño, que dispone de medios considerables y adaptados a este tipo de búsquedas, ha declarado en un escueto comunicado que espera la luz verde de las más altas instancias del Estado para intensificar las labores de búsqueda; una indicación que todavía no ha sido dada, más de 48 horas después de la desaparición.

Junto a otras diez organizaciones en defensa de la libertad de prensa y de expresión, RSF ha pedido este martes 7 de junio una reunión urgente con los ministros de Justicia y Defensa de Brasil para tratar este asunto. La organización espera una respuesta urgente por parte del gobierno brasileño a esta petición.