AFGANISTÁN | Los talibanes entran en una nueva fase de guerra contra los medios cerrando dos de las webs de noticias más importantes del país

0
610

La clausura de las páginas web de los periódicos Hasht-e-Subh (8am) y Zawia Media es otro ejemplo de la censura continua a la que están sometidos los medios de comunicación afganos. Reporteros Sin Fronteras (RSF) exige a las autoridades revertir esta decisión lo antes posible y permitir a los medios continuar informando a la sociedad afgana como parte de sus derechos humanos fundamentales. 

«Además de la continua restricción de los medios de comunicación por parte de los talibanes, el cierre de las webs de Hasht-e-Subh (8am) y Zawia Media marca el inicio de una nueva fase en la guerra de los talibanes contra la libertad de prensa», afirma el Área de Irán-Afganistán de RSF. «Ya habían utilizado la violencia y diferentes normativas para restringir y censurar los medios de comunicación, pero por primera vez, han llegado al extremo de violar la libertad de prensa cerrando los sitios web de dos periódicos afganos». 

Hasht-e-Subh, el periódico de mayor tirada en Afganistán hasta la llegada de los talibanes, fue fundado por un grupo de periodistas y activistas de derechos humanos en 2007. Después de que los talibanes tomasen el control de Afganistán el 15 de agosto de 2021, los medios de comunicación privados cesaron su producción escrita y limitaron su difusión a los sitios web y las redes sociales, debido a la situación económica y de seguridad en la que se encuentra el país. Zawia Media es un medio online que fue lanzado en enero de 2019.

«En un intento reciente, el Ministerio de Telecomunicaciones talibán suspendió el dominio de Hasht-e-Subh Daily [www.8am.af]. Este dominio fue legalmente adquirido y registrado, y ha estado en manos de este periódico durante los últimos 16 años», dice a RSF Mohammad Mohaq, director de Hasht-e-Subh (8am).

Al ser preguntado por la clausura de medios, el portavoz del Ministerio de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información, Enayatullah Alkozai, afirmó ante la prensa el 3 de octubre que los medios de comunicación clausurados estaban difundiendo «propaganda» en contra de los líderes talibanes, así como «fake news» e información «imprecisa».

Anteriormente, un decreto del 28 de marzo emitido por el Ministerio de Información y Cultura prohibía a las cadenas de televisión privadas retransmitir en lenguas locales programas informativos que proviniesen de emisoras internacionales (BBC, Voice of America y Deutsche Welle).

De acuerdo con el informe RSF que marca un año de operaciones de los medios de comunicación bajo el régimen talibán en Afganistán, el panorama mediático se ha visto fuertemente trastocado por la toma de poder de los talibanes. Aunque desde el 15 de agosto de 2021 se han creado 4 nuevos medios de comunicación, Afganistán ha perdido 219 de 547 medios que solía tener.

Los talibanes han adoptado nuevas medidas represivas y no respetan la ley afgana de libertad de prensa, especialmente la ley de medios de comunicación promulgada en marzo de 2015, aunque cuando RSF preguntó sobre ella al portavoz del Gobierno y viceministro de Información y Cultura, Zabihullah Mujahid, este afirmó que esta continuaba en vigor.

Afganistán ocupa el puesto 156 de 180 en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2022 de RSF.