ESTADOS UNIDOS | La campaña contra las "noticias falsas" del grupo Sinclair amenaza la independencia editorial de sus televisiones

07.04.2018 22:29

 

Reporteros Sin Fronteras (RSF) expresa su preocupación por la reciente campaña contra las "noticias falsas" que Sinclair Broadcast Group, una de las mayores compañías de medios audiovisuales de Estados Unidos, ha impuesto a los presentadores de sus filiales locales. La campaña, que denuncia "historias falsas" en los medios nacionales, amenaza la independencia editorial y la credibilidad de dichos medios locales.

 

En un vídeo que se hizo viral el 31 de marzo, docenas de presentadores de informativos de televisiones locales propiedad de Sinclair recitan un discurso idéntico en el que denuncian prejuicios en los medios nacionales. El discurso, que fue transmitido a la hora de los informativos de las televisiones locales, es en realidad un guión mandado por Sinclair, uno de los diversos segmentos "obligatorios" que la compañía de radiodifusión ha impuesto a sus filiales de noticias locales en los últimos meses.

 

"Algunos miembros de los medios nacionales están usando sus plataformas para impulsar su propio sesgo personal y su agenda para controlar 'exactamente lo que la gente piensa'... Esto es extremadamente peligroso para nuestra democracia", dice el guión en un momento dado.

 

"Este último movimiento de Sinclair para sacar la retórica contra los medios a través de sus afiliados locales durante los informativos es una amenaza para la independencia editorial de estos canales y de los periodistas que trabajan en ellos. La campaña es aún más preocupante dado el alto nivel de confianza que los estadounidenses depositan en los medios de comunicación locales", señala Margaux Ewen, directora de la oficina en América del Norte de Reporteros Sin Fronteras.

 

"Este es un signo angustioso de hasta qué punto el uso del término 'noticias falsas' que hace el presidente Trump se está extendiendo para deslegitimar la información crítica en Estados Unidos".

 

Si bien los representantes de Sinclair han reiterado que esta campaña tiene la intención de expresar el "compromiso de su compañía con la información de los hechos", les han llegado las críticas de miembros del Congreso, reporteros, empleados y antiguos trabajadores de la empresa. Aaron Weiss, ex jefe de informativos de una emisora de televisión propiedad de la compañía, dijo a CNN que "el problema con lo que hace Sinclair es que optan por la credibilidad que los presentadores locales han acumulado en sus comunidades durante años y décadas, y la usan para promover una agenda política".

 

Una encuesta de Morning Consult / Politico reveló en 2017 que la mayoría de los votantes registrados confían más en los medios de comunicación locales para informarse de la verdad que en las noticias nacionales. Sinclair posee la mayor red de emisoras de televisión local en Estados Unidos, y la compañía está en negociaciones para comprar Tribune Media por 3,900 millones de dólares. La adquisición proporcionaría a la empresa 42 emisoras de televisión adicionales, dejando a Sinclair con más de 200 canales de televisión de noticias en todo el país.

 

En respuesta a la campaña, algunos de los empleados han expresado su desacuerdo e incluso han renunciado a sus puestos, y al menos un canal afiliado se ha negado a transmitir el segmento.

 

Empleados actuales y ex trabajadores han hecho llegar a la prensa pruebas que muestran un ambiente de trabajo que dificulta a los trabajadores expresar sus preocupaciones e incluso abandonar la empresa, y que Sinclair a suele ejercer influencia editorial sobre la forma en que sus afiliados locales presentan los reportajes y gráficos, incluida la eliminación de comentarios del contenido digital de los afiliados antes de que los editores web los aborden.

 

A algunos empleados de canales de televisión propiedad de la compañía también se les exige una cláusula de "daños liquidados" para pagar el 40 por ciento de su compensación anual si deciden abandonar su puesto antes de que acabe el período, según recoge Bloomberg.

 

Otros trabajadores han compartido extractos de manuales para empleados que dicen que la empresa "puede supervisar, interceptar y revisar, sin previo aviso, las actividades de cada empleado usando los recursos electrónicos y sistemas de comunicación de la Compañía". Mientras los expertos legales afirman que se trata de lenguaje contractual estándar, los empleados de Sinclair explicaron a The Huffington Post que la cultura en el lugar de trabajo los ha hecho "particularmente conscientes" de estas políticas.

 

Tras caer dos posiciones en el último año, Estados Unidos ocupa el puesto 43, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2017 elaborada por RSF. Para saber más, en el Informe Anual de la organización.

 

 

      

  

DEFIENDE CON NOSOTROS LA LIBERTAD DE INFORMACIÓN  
(+Hazte AMIGO de RSF 
(+) Hazte SOCIO de RSF  
(+Haz una DONACIÓN 

DESCARGA GRATUITA:

ACTIVIDADES

 ÚLTIMOS INFORMES   

          NUEVO ÁLBUM          

100 Fotos de JR

por la Libertad de Prensa

       ÁLBUMES DE FOTOS   

                RSF | 100 Fotos de AI WEIWEI por la Libertad de Prensa  RSF | 100 Fotos de PAOLO PELLEGRIN por la Libertad de Prensa  RSF | 100 Fotos de SAM SHAW por la Libertad de Prensa  RSF | 100 Fotos de STEVE McCURRY por la Libertad de Prensa   RSF | 100 Fotos de MARTIN PARR por la Libertad de Prensa    RSF | 100 Fotos de IZIS por la Libertad de Prensa    RSF | Ellas cambian LA INDIA, 100 Fotos por la Libertad de Prensa    RSF | 100 Fotos de RENÉ BURRI por la Libertad de Prensa    RSF | 100 Fotos de DAVID BURNETT por la Libertad de Prensa    RSF | 100 Fotos de PIERRE & ALEXANDRA BOULAT por la Libertad de Prensa    RSF | 101 Fotos de MAGNUM por la Libertad de Prensa