BANGLADÉS | Asesinado a machetazos el periodista Jamal Uddin

19.06.2012 13:41

 

Reporteros Sin Fronteras condena el asesinato a machetazos del reportero del periódico Gremer Kagoj, Jamal Uddin, mutilado en un mercado de un distrito de Jessore, el 15 de junio.
 
 
Uddin fue secuestrado en su casa la mañana del 15 de junio y trasladado al bazar de de Kashipur, donde fue abandonado después de haber sido mutilado con cuchillos y machetes. Los residentes le llevaron aún con vida al hospital de Jessore, pero murió por las heridas en sus piernas, manos y ojos.
 
Los medios de comunicación locales se manifestaron al día siguiente, en Sharsha, para pedir la detención de los asesinos. Según el Daily Star, la policía encontró un machete y una toalla ensangrentadas en la casa del narcotraficante Tota Miah, que no pudo ser detenido, no así su esposa Lata Begum, detenida por la policía.
 
Reporteros Sin Fronteras pide a las autoridades que no descarten la pista profesional en la investigación, dada la probable relación de su muerte con su cobertura de las actividades de los narcotraficantes de la zona. La organización se pregunta también por qué la policía no le había otorgado ya medidas de protección después de que él mismo denunciara haber recibido amenazas.
 
"El asesinato de Uddin es el último de una serie de ataques a periodistas en Bangladés: El periodista Fazlur Ruhman y varios reporteros de DBnews24 han sido víctimas de ataques violentos durante el último mes, pero las autoridades, en lugar de protegerles, han contribuido a este clima atacando, deteniendo y juzgando a periodistas", recuerda Reporteros Sin Fronteras que pide el cese del creciente acoso a los profesionales de los medios de comunicación y la adopción de medidas de protección.