TURQUÍA | El Tribunal Constitucional reduce los poderes de censura del Alto Consejo de Telecomunicaciones

03.10.2014 21:41
El Tribunal Constitucional turco ha retirado los poderes adicionales sobre censura y vigilancia en Internet acordados el mes pasado por el Alto Consejo de Telecomuniaciones. Reporteros Sin Fronteras alerta sin embargo que muchos continúan aún sin revocar.
 
La organización celebra la decisión del Tribunal Constitucional turco, que ha considerado inconstitucionales las enmiendas legislativas, que habían terminado permitiendo la aplicación del "bloqueo preventivo" de webs, sin orden judicial, por motivos de "seguridad nacional", "orden público" o "prevención del crimen". Además permitían al Alto Consejo de Telecomunicaciones recoger los datos de conexión de los usuarios si orden judicial.
 
"La decisión de Tribunal Constitucional recuerda que las necesidades de la seguridad nacional deben estar equilibradas con la libertad de expresión", recuerda Johan Bihr, responsable de la oficina de Europa del Este y Asia Central de Reporteros Sin Fronteras. "Esperamos que el Parlamento actúe rápidamente en consecuencia. Sin embargo, recordamos que todavía hay que tomar más medidas para garantizar la libertad de información, incluida la de eliminar la potestad de bloquear webs sin orden judicial que tiene el Alto Consejo de las Telecomunicaciones, la vigilancia a los internautas por parte de las agencias de Inteligencia o la Ley 5651 sobre Internet", recuerda Bihr.
 
La legislación turca sigue siendo muy represiva, aun sin las enmiendas adoptadas en septiembre. El Alto Consejo de las Telecomunicaciones puede bloquear webs sin orden judicial si las considera sospechosas de poder violar la privacidad, de contener insultos o material discriminatorio hacia algunos miembros de la sociedad, e incluso puede bloquearlas para "proteger a la familia y a los niños". 
 
El Tribunal Constitucional ya había ordenado retirar el bloqueo de Twitter y Youtube, en abril y mayo de este año, en nombre de la libertad de expresión.