RUSIA | Detenido un periodista tras entrevistar a un defensor de una mayor autonomía de Siberia

19.09.2014 18:24
Reporteros Sin Fronteras condena la detención del periodista y bloguero siberiano Dmitry Shipilov el 10 de septiembre. Shipilov fue detenido cerca de Moscú, una hora después de que un periódico publicase una entrevista suya a un defensor de una mayor autonomía de Siberia.
 
Ofialmente, Shipilov fue detenido para cumplir la sentencia de un caso que se remonta a 2012, pero todo apunta a que esta detención ha estado motivada políticamente tras la publicación de la entrevista. 
 
Shipilov cubre la información de la región siberiana de Kemerovo para el periódico Novy Kuzbass y es conocido por sus críticas a las autoridades locales. Fue detenido a su salida de la estación de trenes de Chkalovskaya, a las afueras de Moscú. Tras un silencio de 24 horas, las autoridades han declarado que le tienen detenido por el incumplimiento de una condena a tres meses de cárcel por "insultar al gobierno en el ejercicio de su profesión". 
 
La sentencia inicial, impuesta en abril de 2012, era de once meses de retención del salario. Pero un juez de Yurga, en la región de Kemerova, la cambió a finales de 2013 después de descubrir que el periodista había abandonado la región antes de poder cumplir la sentencia.
 
Los compañeros del periodista han apuntado que su dentición actual se produce tras la publicación en Novy Kuzbass de una entrevista a Artyom Loskutov, artista y líder de la "Marcha para la Federalización de Siberia".
 
Por "federalización" los promotores de la marcha se refieren a una mayor autonomía de la región y mayor control del petróleo de la zona. Sobre la base de enmiendas legislativas recientes que penalizan la "promoción no autorizada de manifestaciones" -como ya está penalizado el "extremismo"- un total de 20 webs recibieron la orden de las autoridades de eliminar toda mención a dicha marcha.
 
Al mismo tiempo, el acceso a algunos perfiles de Facebook y la red social rusa Vkontakte fueron bloqueados. Curiosamente fueros los oficiales responsables del departamento para combatir el "extremismo" los que detuvieron a Shipilov.
 
"Encarcelar a un periodista por insultar a un Gobierno constituye un acto de intimidación inaceptable ", advierte Johann Bihr, responsable de la oficina de Europa del Este y Asia Central de Reporteros Sin Fronteras.
 
"Rusia forma parte del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, que ha dicho que cualquier castigo por ofensas de la prensa debe ser estrictamente necesario y proporcional y que los responsables públicos deben ser más tolerantes a la críticas que el resto de ciudadanos. Unos principios que refuerzan la impresión de que Shipilov es víctima de la histeria del Gobierno por la Marcha para la Federalización de Siberia", añade Bihr.
 
El supuesto insulto de Shipilov al Gobierno se atribuye a una violación del artículo 319 del código penal ruso en dos blogs publicados en 2011, cuando era gobernador de Kemerovo Aman Tuleyev.
 
Hace dos años periodista optó por trasladarse a Moscú por miedo a sufrir más represalias y está previsto que sea devuelto a Kemerovo para cumplir la sentencia de prisión impuesta. 
 
El abogado de derechos humanos Eduard Rudyk, que ha visitado a Shipilov durante su detención, teme que pueda pasar más de tres meses encarcelado. El Gobernador ha presentado una nueva queja acusandole de "disculparse" irónicamente después de su condena y usando los mismos términos insultantes. 
 
Después de cumplir su condena, Shipilov podría ser puesto en prisión preventiva pendiente de juicio por esta nueva queja.