IRÁN | Preocupación por el estado de salud de la periodista encarcelada Fariba Pajob

24.07.2013 10:00

Reporteros Sin Fronteras muestra su preocupación por el estado de salud de Fariba Pajob, periodista iraní de varios periódicos reformistas y antigua colaboradora de Radio France Internationale, que ha vuelto a ingresar el prisión, el pasado 9 de julio, y está confinada en una celda de aislamiento en la sección 209 de la prisión de Evin, controlada por el ministerio de Inteligencia. Desde su detención, en 2009, en la que pasó 120 días incomunicada, Pajob se encuentra en una situación delicada de salud y ha estado recibiendo tratamiento médico durante más de un año.

En paralelo, el cineasta Mohammad Chergui está retenido en un lugar desconocido, tras haber sido citado por el ministerio de Inteligencia, el 20 de julio. Chergui, antiguo periodista de la televisión pública iraní y colaborador en varias webs de noticias, ya ha sido interrogado en varias ocasiones.

La abogada de Derechos Humanos iraní Shirin Ebadi, premio Nobel de la Paz en 2003, denuncia la detención de Fariba Pahob: “Desafortunadamente, el sistema judicial iraní no es independiente”, ha explicado Ebadi, quien asegura que los jueces y los tribunales de Irán hacen lo que les piden los servicios de Inteligencia. “Esta situación constituye una grave amenaza a la libertad de información”, denuncia la Premio Nobel de la Paz.

Periodistas, disidentes y sus familias son a menudo víctimas de detenciones arbitrarias y otras  represalias. Desde principios de 2013, Reporteros Sin Fronteras ha registrado más de 70 casos de amenazas dirigidas a internautas y periodistas en el exilio que trabajan para medios de comunicación en el extranjero. Además, los familiares de aquellos ciudadanos considerados “subversivos” son a menudo citados para ser interrogados por oficiales del ministerio de Inteligencia o reciben intimidaciones a través de mensajes o llamadas telefónicas.

Este es el caso de Farhab Nouri, la madre de Farzaneh Nouri, un periodista que trabaja para el portal sufí de noticias Majzooban Nor. Farhab ha sido condenada a dos años de prisión por un tribunal de Shirz básicamente por las actividades que lleva a cabo su hijo en el exilio. Detenida el 10 de septiembre de 2011, Farhab Nouri fue puesta en libertad a los 21 días de encarcelamiento, después de pagar 50 millones de toman (unos 5.500 euros). Durante su detención, fue interrogada por las actividades de su hijo y lleva sufriendo el acoso del ministerio de Inteligencia desde entonces.

Reporteros Sin Fronteras ha pedido a la comunidad internacional y, concretamente, a la Unión Europea, que actúe y tome las medidas necesarias para proteger a los periodistas amenazados o encarcelados, muchos de los cuales trabajan para medios de comunicación de países miembros de la UE. La organización pide a Catherine Ashton, Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, que mantenga una posición firme contra este tipo de violaciones de la ley internacional cometidas por el gobierno iraní.