AZERBAIYÁN | La periodista Khadija Ismayilova condenada finalmente a siete años y medio de cárcel

01.09.2015 16:01
Reporteros Sin Fronteras manifiesta su consternación por la sentencia a siete años y medio de cárcel impuesta hoy a la periodista de investigación Khadija Ismayilova por un tribunal de Baku, que la ha hallado culpable de casi todos los cargos que se presentaban contra ella.
 
“Desafortunadamente este veredicto no resulta ninguna sorpresa dado el conocido funcionamiento del sistema judicial de Azerbaiyán, que parece diseñado a vestir de legalidad toda la represión proveniente del Estado “, afirma Johann Bihr, responsable de la oficina de Europa del Este y Asia Central de Reporteros Sin Fronteras. 
 
“Pero esta sentencia no es menos dolorosa por ello. El único crimen de Khadija Ismayilova ha sido investigar la corrupción de altos cargos del gobierno y persistir en su trabajo. Este juicio supone un mensaje intimatorio para cualquier periodista en Azerbaiyán”, añade Bihr. 
 
Khadija Ismayilova ni siquiera ha podido terminar la lectura de su declaración final en la audiencia de ayer y la mayoría de los periodistas y observadores independientes han tenido que mantenerse a distancia a lo largo de todo el proceso judicial.
 
Khadija Ismayilova fue detenida el 5 de diciembre de 2014 y ha pasado casi nueve meses en detención provisional. Finalmente ha sido condenada a casi todos los cargos presentados contra ella, excepto el de incitar al suicidio a un compañero periodista. 
 
Las autoridades de Azerbaiyán llevan un año orquestando una auténtico acoso a los medios de comunicación. Reporteros Sin Fronteras ha pedido en numerosas ocasiones la puesta en libertad inmediata e incondicional de Khadija Ismayilova y de los once informadores privados de libertad actualmente en el país por causas relacionadas con la difusión de información. Asímismo, RSF también ha instado a los socios internacionales de Azerbaiyán a tratar la situación de la libertad de prensa en Azerbaiyán en sus reuniones bilaterales.
 
Azerbaiyán ocupa el puesto 162 de los 180 países que conforman la Actual Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa elaborada anualmente por Reporteros Sin Fronteras.